22 FIL Lima: Benito Taibo, el educando sentimental

0
637
El escritor mexicano Benito Taibo conversó con sus lectores en la 22 FIL Lima (Foto: Xtra)

Escribe: Adolfo Zafra Sánchez

 

“Yo solo soy un vehículo de la palabra de los señores que hicieron literatura.”

Quizá el gusto por la literatura no le nació desde que tuvo uso de razón, quizá fue un pasatiempo impuesto por su padre y su tío, al encontrarse en cama, con hepatitis. Sea cual fuere el inicio de su gran aventura, lo convirtió ahora en uno de los escritores más queridos por los jóvenes y adolescentes. Así se vio reflejado en el primer día de la Feria Internacional del Libro. Benito Taibo desencadenó un divertido conversatorio, tan juvenil como su pensamiento: “La edad solo es algo que sucede en tu cuerpo, no en tu cabeza”

Mientras el escritor relataba pequeñas historias de su crecimiento en el mundo de la literatura, iba dejando entre líneas algunas enseñanzas o recomendaciones que fueron bien recibidas por el público que abarrotó el Auditorio Blanca Varela. También tuvo palabras de agradecimiento para los jóvenes dedicados a fomentar la literatura, como lo hacen los Booktubers. “Es una caja de resonancia enorme, que logra lo imposible”, señaló Taibo, quien conversó con dos famosos booktubers peruanos: Mia Nauca y Aarón Asmat. El público gozó del diálogo que tuvo un mensaje ameno y constante: “Los libros nos van a salvar de la sociedad, nos hacen mejores personas”, pero recalcó la necesidad de que las elecciones literarias de los jóvenes deben ser de acuerdo a sus gustos y no meras imposiciones.

Sin embago no todo fue alegría, Taibo también mostró su desilusión al referirse de las adaptaciones literarias llevadas al cine. “Eh visto los peores sacrilegios cometidos en nombre de la cinematografía”, dijo el escritor con respecto al pobre mensaje que trata de ser plasmado en otra línea artística. Pero también mostró un deseo profundo: “Yo no quisiera que mis libros sean adaptados al cine”.

Benito Taibo demostró ser, sin duda alguna, un abanderado de lo que denomina “educación sentimental”, esa misma educación que se basa en artes, gustos y colores que son elegidos según los gustos y preferencias personales. Demostró también ser un escritor muy humano y amigable, derrochando humildad y regalando sonrisas sinceras que son transformadas en lectores agradecidos por los libros enteros, como dijo al despedirse: “leer es resistir”.

Compartir
Artículo anterior¡Empezó la fiesta libresca más grande del Perú!
Artículo siguienteLa tarumba: volver a las raíces
La conjura es un portal dedicado a la difusión de noticias literarias, cinematográficas y arte de Perú y el mundo, así como entrevistas, recomendaciones, creación literaria y mucho más. Si quieres estar al día con lo último del mundo cultural, tienes que ser parte de esta conjura.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here